Cuatro cosas que no debes hacer al cuidar a tu bebe

Cosas que no debes hacer al cuidar a tu hijo

madre_abrazando_bebe11

Cuando eres una madre primeriza tienes un montón de dudas sobre los cuidados que tienes que tener con tu hijo, por ello a veces nos obsesionamos tanto que en vez de hacer las cosas bien cometemos algún error. A continuación tienes algunos de los errores más comunes que se suelen cometer:

  1. Abrigarle mucho a los pequeños, pero eso no es bueno. Es verdad que se enfrían más fácilmente que los adultos, pero si les ponemos demasiado ripa de abrigo van a sudar y puede llegar a producir una asfixia. Por ello es recomendable que cuando esté en casa con una buena temperatura, tampoco le abrigues mucho pero siempre que tenga cubiertos los pies. La mejor forma de saber si tienes frío es tocándole los pies y las manos, si tiene alguno de ellos fríos abrígale un poco más, pero si ves que empieza a sudar por la zona de la cabeza quítale algo de ropa.
  2. Bañarle demasiado, los pediatras recomiendan bañar a los bebés 2 o 3 veces a la semana, pero muchas madres les bañan todos los días, cosa que no es buena porque altera al manto graso de la piel, y en los bebés que tienen dermatitis atópica no debería de hacer bajo ningún concepto. Es suficiente con una buena higiene con cada cambio de pañal, y lavarles bien las manos, salvo en las excepciones en las que el baño sirva para relajarle y así duerma mejor, pero no usar jabón en todas las ocasiones.
  3. Esterilizar todo, hasta que el niño no cumple un año estamos muy pendientes con la higiene de todo a lo que el bebé pueda tener acceso, por supuesto que hay que tener una higiene adecuada, pero tampoco obsesionarse con ello. Esto quiere decir que claro que hay que limpiar todo lo que uses con el bebé, pero también hay que dejar que tengan acceso a bacterias, para que desarrollen sus propias defensas, nunca llegando al punto de que el niño coja una infección.
  4. Tener todo en silencio cuando esté durmiendo, en las primeras semanas no distinguen entre el día y la noche, pero a partir del mes y medio prefieren dormir durante más tiempo en la noche, de modo que asocian la oscuridad y el silencio con dormir. Por ello, si tú no te vas a dormir, es mejor que haya claridad en la casa, y los ruidos normales, porque sino el niño se acostumbra al silencio y no podrá dormir luego de otra forma.

 

Publicidad

Deja tu comentario!

Comentar con Facebook
Comentar usando WP